22 septiembre, 2011

Cupcakes de Chocolate Negro y el Cumpleaños de Mi Hermana Mayor, 2ª parte





¡Y seguimos con el cumpleaños de Mi Hermana Mayor! Como ya os conté en la entrada de la Tarta de Margaritas, Mi Hermana Mayor quería de todo: tarta, galletas y cupcakes. Pues aquí tenéis los cupcakes.
Son riquísimos, me atrevo a decir que son los que más gustan, sobre todo a los amantes del chocolate. Ya sé que es una cuestión de gustos, pero yo tengo la sensación de que en cuestión de repostería el chocolate es el rey, sobre todo el chocolate negro. ¿A quién no se le van los ojos detrás de una buena bombonería? ¿O de una tarta de chocolate? Y si pensamos en momentos especiales siempre está presente: es el eterno acompañante de las flores en cuestión de amores, a las madres en su día siempre les gusta recibir una caja de bombones (aunque siempre es un buen momento para recibir una caja de bombones), en Navidad no nos puede faltar el turrón de chocolate, o los huevos en Pascua, y un buen chocolate con churros, "typical spanish", que nos ha acompañado en tantos amaneceres tras una larga noche con amigos...¡Y qué decir de esos cumples de cuando éramos pequeños en los que no podía faltar ni la tarta de galletas con chocolate ni, por supuesto, los sandwiches de Nocilla, la de verdad, nada de crema de avellanas!



Pues estos cupcakes, en casa, ya se están convirtiendo en unos de esas cosas que no pueden faltar, y es que nos gustan mucho. La receta la saqué del libro de la Primrose Bakery, que ya os mostré en la entrada de los cupcakes de limón, pero esta vez el enlace que os pongo es el de "Amazon España", que por fin ha llegado a aquí, y con ello el precio de los gastos de envío se reduce un poco. 
El muffin es riquísimo, muy suavecito, y con sorpresa...porque tenía el corazón de chocolate derretido, porque yo soy de esas que piensan que nunca es demasiado chocolate.
La buttercream es la misma que llevaba la tarta, era el enlace de unión entre ambos, y que da igual donde la pongas ¡porque está buena hasta con pan!



¿Y los papelillos de lunarillos? Si hay algo que me gusta en esta vida es la combinación del color rojo con lunares blancos, ¿será porque nací en Osuna, un pueblo de Sevilla? Mi Madre piensa que sí, dice que "algo le echaron al agua de la pila del bautismo"...Pues eso, que me encantan estas cápsulas, y además ¡por fin he encontrado unos que no se quedan transparentes al hornearlos!
Me encanta como quedaron estos cupcakes, y me gustan tanto que el único superviviente que quedó y yo nos fuimos de estudio fotográfico. Y para muestra un botón.



¡Los detalles del estudio en la próxima entrada!

No hay comentarios :

Publicar un comentario